Noticias Sociedad

Tiempo

Adiós al 'veranillo' en el puente de mayo, vuelven el frío y las tormentas

- Las temperaturas bajarán entre 10 y 15 grados en muchas zonas de España

Adiós al 'veranillo' en el puente de mayo, vuelven el frío y las tormentas
MADRID

El tiempo del puente del 1 de mayo, día festivo en toda España, será diferente al 'veranillo' de los últimos días porque una vaguada atlántica traerá tormentas y chubascos a amplias zonas de la península, el cielo se cubrira de nubes, las temperaturas bajarán hasta ser más frescas de lo normal y la nieve regresará a zonas montañosas.

La portavoz de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet), Delia Gutiérrez, señaló este jueves a Servimedia que la masa de aire cálido, húmedo e inestable situada en niveles bajos de la atmósfera que ha dejado precipitaciones en el sureste peninsular se marchará este viernes con chubascos y tormentas en el este.

Los termómetros marcarán valores más bajos por la entrada de aire atlántico por el oeste peninsular, con lo que terminará el actual episodio de temperaturas anormalmente altas, excepto en el tercio oriental peninsular y en Baleares.

En Canarias se prevé este viernes una situación de alisios que favorecerá la formación de nubes y posibles lluvias débiles en el norte de las islas de mayor relieve, algo que mantendrá durante buena parte del puente del 1 de mayo.

FIN DE SEMANA

Por otro lado, Gutiérrez subrayó que el fin de semana será “inestable” porque por el noroeste peninsular llegará una vaguada atlántica (pequeña borrasca en niveles bajos de la atmósfera con inestabilidad en altura) que favorecerá “el ascenso del aire superficial, la condensación y el desarrollo de nubosidad”.

Ese fenómeno se extenderá a la mitad norte peninsular, donde se esperan chubascos y tormentas, sobre todo en el entorno de los Pirineos. Por el contrario, la probabilidad es pequeña en el sur de la península y en Baleares. La cota de nieve bajará a entre 1.200 y 1.600 metros en el cuadrante noroeste peninsular.

Gutiérrez indicó que ese aire fresco atlántico avanzará hacia el este y traerá un descenso de las temperaturas, que empezarán a aproximarse a los valores habituales para la época del año.

En principio, el día más adverso del puente festivo podría ser este domingo, puesto que, según Gutiérrez, la inestabilidad será “muy generalizada en la península e incluso en Baleares” y las temperaturas serán inferiores a las habituales. “Partimos de valores por encima de los valores normales y se llegará a entre cinco y 10 grados por debajo de lo normal en buena parte de la península”, añadió.

En este sentido, apuntó que “la sensación será de frío” porque las temperaturas diurnas serán más bajas de lo que es costumbre, con lo que el descenso térmico será de entre 10 y 15 grados en algunas zonas en comparación con el ‘veranillo’ de los últimos días.

La mayor probabilidad de precipitaciones durante el domingo corresponde al norte peninsular, mientras que la menor estará en puntos del sureste peninsular y el sur de Baleares. La cota de nieve oscilará entre los 1.000 y los 1.200 metros del noroeste, y los 1.500 del resto de la península.

DE LUNES A MIÉRCOLES

Por otra parte, Gutiérrez indicó que a partir del próximo lunes aumenta la incertidumbre en la predicción meteorológica, si bien recalcó que, “en principio, se mantendría la inestabilidad y las temperaturas bajas, aunque no de forma tan acusada como el domingo”.

Esa incertidumbre se debe a la evolución de la vaguada atlántica. Lo mas probable es que el lunes haya precipitaciones en el noroeste peninsular, el martes en la mitad oriental y Baleares, y el miércoles de nuevo en el noroeste.

“Sol probablemente no habrá muy a menudo durante el puente, sobre todo en la mitad norte peninsular”, sentenció Gutiérrez.

(SERVIMEDIA)
26 Abr 2018
MGR/gja/

Últimos tweets

Últimas noticias