Noticias Autonomías Salud Sociedad

Adicciones

Proyecto Hombre cumple 30 años “preocupada” por el consumo de alcohol en jóvenes y el aumento de las apuestas ‘online’

- Su reto es continuar siendo una entidad “referente” en el ámbito de la atención a las adicciones

Madrid

La organización Proyecto Hombre cumple su 30 aniversario y lo hace “preocupada especialmente” por la elevada tasa de consumos intensivos de alcohol, tanto de borrachera como de atracón, principalmente por parte de la población joven, así como por el aumento de las apuestas ‘online’.

Así lo precisó, en declaraciones a Servimedia, el presidente de la Asociación Proyecto Hombre, Alfonso Arana, quien, analizando los resultados de la XIII Encuesta sobre Alcohol y otras Drogas en España (Edades) 2019/2020, presentada esta semana por el Plan Nacional Sobre Drogas, defendió que la problemática del consumo de alcohol en jóvenes representa uno de los “principales desafíos a los que hacer frente en el ámbito de la prevención”.

Arana puntualizó que el alcohol es la principal sustancia que motiva la demanda de tratamientos en los dispositivos asistenciales, con un 84% de la población atendida que refiere consumos regulares o problemáticos, si bien instó a “seguir estando atentos” a la prevención de la problemática relacionada con el consumo de cannabis y cocaína principalmente.

Asimismo, reconoció que le “preocupa” que, prácticamente, se haya duplicado el número de personas que refieren haber jugado dinero ‘online’ en el último año, puesto que, según la misma encuesta Edades, el 6,7% de la población de 15 a 64 años reconoce haber jugado con dinero ‘online’ en los últimos doce meses frente al 3,5% en 2017/2018.

En este punto, denunció que esta tendencia “marca el camino” a una “cierta normalización” de esta actividad y advirtió de que en los dispositivos de tratamiento de Proyecto Hombre se constata una “clara tendencia al alza” de las tasas de personas con drogodependencia que presentan de forma comórbida un trastorno relacionado con el juego, bien sea en forma de juego-problema o de juego patológico.

PERFIL

A este respecto, según el último estudio del Observatorio de Proyecto Hombre sobre el perfil de las personas con problemas de adicción en tratamiento, en torno al 4% de las personas que recurrieron a la organización durante el pasado ejercicio manifestaron el juego como problema principal y una de cada tres, el 32%, presentaban un problema con el uso problemático del juego en paralelo a su problemática con relación al alcohol, la cocaína, las anfetaminas o el cannabis.

Junto a ello, a la organización le “preocupa intensamente” el problema de consumo de hipnosedantes que, fundamentalmente, presenta la población femenina que accede a sus tratamientos, junto al abuso de alcohol y estimulantes.

PANDEMIA

Por otra parte, con respecto a la situación que atraviesan los centros asociados a Proyecto Hombre, Arana valoró que estos se hayan ido “adaptando” a las exigencias que planteaba la pandemia para prestar la “mejor atención posible” a las personas con problemáticas de adicción, estableciendo, en muchos casos, equipos “blindados” de profesionales y favoreciendo el tratamiento ‘online’ con el fin de reducir el riesgo de contagio. Esta estrategia ha permitido que, hasta el momento, la mayor parte de sus sedes se hayan mantenido “libres” de coronavirus y solamente en cuatro de los centros ha habido algún positivo.

Su presidente defendió las tres décadas que lleva Proyecto Hombre como entidad de referencia en España en la atención a las problemáticas derivadas de las adicciones, así como sus más de 25 años de labor de prevención en centros escolares y sus más de diez años de trabajo en la intervención y prevención del consumo de drogas en el entorno laboral.

FUTURO

De cara al futuro, su “objetivo” es que la organización se mantenga como una de las entidades “referentes” en la atención de las adicciones en España, así como profundizar y mejorar los programas de prevención para hacerlos “lo más eficaces posible” y dar “oportunidades de tratamiento” a aquellas personas afectadas por “situaciones emergentes” como las adicciones sin sustancia, el mal uso de las nuevas tecnologías o las apuestas ‘online’ y presenciales.

Como retos futuros, Arana consideró también “prioritario” el desarrollo de dispositivos de atención con perspectiva de género para facilitar el acceso de las mujeres al tratamiento y “superar ciertas barreras adicionales asociadas a su condición”, que, en muchas ocasiones, les hacen vivir estigmatizadas.

En esta hoja de ruta, Proyecto Hombre coincide con la planteada por el nuevo delegado del Gobierno para el Plan Nacional sobre Drogas, Joan Ramón Villalbí, tal y como ambas entidades pusieron de manifiesto esta semana durante un encuentro en el que acordaron comenzar a trabajar juntas en la prevención del consumo de alcohol en menores, la atención de la problemática específica de las adicciones en la población femenina o el abordaje de las consecuencias derivadas de las adicciones sin sustancia.

Proyecto Hombre ha atendido a más de 350.000 personas y sus familias en estos 30 años, más de 1,4 millones de personas han participado en sus programas de prevención y más de 32.000, en sus actividades de formación presencial y online.

(SERVIMEDIA)
20 Dic 2020
MJR/gja/

Últimos tweets

Últimas noticias