Noticias Sociedad RSC Economía

RSC

La Fundación Naturgy se marca como “prioridad” la acción social con hogares vulnerables y la concienciación medioambiental

- Ha puesto en marcha talleres en más de 325 municipios para enseñar a las familias a leer la factura y contratar los servicios para ahorrar

VÍDEO: los clientes de Servimedia disponen de imágenes y sonido de estas declaraciones en el enlace http://bit.ly/FundacionNaturgySVM

El director general de Servimedia, con María Eugenia Coronado | Foto: Jorge Villa
MADRID

La Fundación Naturgy se ha marcado como “prioridad” la acción social con hogares vulnerables, sobre todo para paliar la pobreza energética, y ayudar además a promover la concienciación en la mejora de la eficiencia energética y medioambiental.

Así lo explicó la directora general de esta Fundación, María Eugenia Coronado, en una entrevista con Servimedia apenas dos meses después de coger las riendas de una entidad que “ha estado siempre a la vanguardia en temas sociales y de inclusión” gracias a que Naturgy fue la primera energética que apostó con decisión y creó en 1992 la institución sin ánimo de lucro que ahora dirige.

“Tengo un equipo realmente muy potente que está trabajando cada día en buscar nuevas fórmulas de llegar a estos temas”, apunta esta colombiana a la que Naturgy confió en marzo capitanear la nueva etapa tras sus 18 años de trayectoria con distintas responsabilidades en filiales del grupo radicadas en Europa y Latinoamérica.

La institución actúa en aquellos territorios y países en los que Naturgy está presente con proyectos de formación, divulgación y sensibilización con el objetivo clave de promover el uso racional de los recursos energéticos y fomentar un desarrollo sostenible.

Pero es en las acciones directas con colectivos vulnerables donde Coronado ha protagonizado ya varias firmas de acuerdos desde que accedió al cargo. El último lo rubricaba esta misma semana con Accem para colaborar en mejorar la eficiencia energética de hogares que se encuentran en riesgo de exclusión social, convirtiéndose así Accem en la sexta entidad sin ánimo de lucro que podrá dar acceso a dichas familias al Fondo Solidario de Rehabilitación Energética construido por la fundación.

Coronado explicó que a la fundación le resulta “indispensable” ir de la mano de los ayuntamientos, y de sus servicios sociales, así como de las entidades del tercer sector, porque son ellos los que tienen “la cercanía con esas personas”. “Ellos identifican y son los que saben quiénes tienen más o menos necesidades; y a través de estas entidades canalizamos nosotros nuestros recursos porque es la garantía de que van a llegar a quienes tienen que llegar”, adujo.

FONDO PARA COMBATIR LA POBREZA ENERGÉTICA

El fondo, creado hace cerca de dos años, habilita recursos a dichas familias para la reparación y compra de sistemas de calefacción, la instalación de cerramientos en ventanas y acristalamientos, el arreglo y puesta en marcha de instalaciones de electricidad y gas o la mejora del aislamiento de paredes.

En este ámbito, Coronado reconoció que el plan contra la pobreza energética articulado por el Gobierno “es un avance” en la medida que fijó un marco de actuación, “se definieron unas líneas de medición de lo que pueda considerarse pobreza energética” y de ahí “se desprendió una cantidad importante de tareas de las que todos tenemos que aportar”.

“Hay tareas para el Gobierno, hay tareas para los privados, hay tareas para la comunidad o para los ayuntamientos. Pero desde la fundación y lo que es muy positivo para nosotros es que se incide en lo que venimos haciendo: la rehabilitación de viviendas para familias vulnerables. De hecho, el plan de Naturgy se presenta incluso como una referencia de buenas prácticas dentro de esta estrategia”, reivindicó.

Su puesta en marcha estuvo precedida de un amplio trabajo de análisis, ya que contrató con la Universidad de Madrid identificar qué tipo de reformas se precisaban y de ahí nació “un manual donde están recogidas cerca de 70 rehabilitaciones exprés”, que ahora ayuda a financiar con el Fondo.

Junto a este fondo, el plan de acción social de la fundación pivota también sobre otras dos líneas de actuación: una escuela de energía y el voluntariado. “Realmente son nuestros empleados los que tienen un interés mayor en trabajar en pro de las familias vulnerables”, resaltó antes de señalar que la mayoría del censo de trabajadores de Naturgy involucrados en actuaciones de voluntariado roza los 650 solo en España en la actualidad y crece día a día.

ENSEÑAR A BAJAR LA FACTURA

La escuela nace tras identificar la necesidad de trasladarle a la gente “cuáles eran los mejores hábitos del consumo para tener una eficiencia energética” y ayudarles a comprender la factura y “a entender cómo debían contratarla para aliviar, en alguna medida, su costo”.

El proyecto arrancó para “ayudar” a los ayuntamientos y sus servicios sociales a que lo trasladasen a los ciudadanos, pero enseguida “nos dimos cuenta de que podíamos ir a más y empezamos a llegar a las familias directamente", y de la mano de consistorios y tercer sector.

“Así es como hemos ido trabajando básicamente en más de 325 municipios. Tenemos más de 15.000 personas que pasan diariamente por esto talleres, donde además de enseñarles a leer su factura, a contratar o a tener mejores hábitos de consumo, también les ayudamos cuando tienen derecho al bono social a explicarles cómo se tiene que hacer”, añadió.

En este ejercicio de sensibilización, la Fundación Naturgy también organizada de forma activa encuentros, foros o jornadas para debatir sobre temas de energía y medioambiente y ha promovido 31 publicaciones. “En nuestra línea de divulgación y de formación tratamos de, siempre con ayuda de expertos tanto nacionales como internacionales, tener información sólida, fiable para generar debates con transparencia, que podamos hablar con tranquilidad de calidad del aire, de economía circular, del gas renovable, del nuevo rol del consumidor… y siempre pensando en crear conciencia y en que se pueda avanzar en estos temas”, señaló Coronado.

Una vocación que, incluso, le ha llevado a crear un museo en Bolarque (Guadalajara), pegado a la central hidráulica para, además de explicar el funcionamiento de la planta, abordar temas relacionados con la energía y las nuevas tecnologías. “Buscamos de esa manera y a través de ese mecanismo cambios de comportamiento y también un poco generar conocimiento y conciencia sobre los temas energéticos y medioambiantales”, insistió.

La Fundación Naturgy trata, sin embargo, de adaptar las actuaciones a las singularidades de cada mercado y en este sentido revela que en países como Brasil y México los proyectos sociales están más orientados en la formación de personas que posteriormente puedan desarrollar un trabajo vinculado con las empresas contratistas. “De esta manera estamos ayudando en la raíz del problema que casi siempre viene siendo el tener un empleo de calidad que te permita salir adelante”, comentó.

En la faceta de acción social y ayuda a los hogares, la nueva directora general de Fundación Naturgy se mostró partidaria de ir “siempre muy de la mano con todas las fundaciones” en la convicción de que “potenciando” lo que “todos” hacen “se pueden lograr mejores resultados” y “avanzar más que cuando vas en solitario”.

Coronado, quien considera a la Fundación La Caixa como “un modelo a seguir”, defendió la oportunidad para encontrar “sinergias” que puede ofrecer dicha colaboración cuando “los recursos siempre son finitos”, como en todos los ámbitos, para poder ayudar a la sociedad.

(SERVIMEDIA)
19 Mayo 2019
ECR/PAI/man/

Últimos tweets

Últimas noticias