Noticias Nacional
Ampliación
26-M

Sánchez pide un “último esfuerzo” para evitar lo que pasó en Andalucía

- Augura a Díaz que "muy pronto" gobernará el PSOE de nuevo la Junta

Twitter PSOE
MADRID
May Mariño, enviada especial

El presidente del Gobierno en funciones y secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, pidió este miércoles en Córdoba “un último esfuerzo” el próximo 26 de mayo para hacer “un nuevo 28 de abril”.

“Lo que os pido es un último esfuerzo” porque “hay que ir a votar”, dijo en un acto del partido en un patio cordobés, en el que también apeló a no confiarse porque “ya hemos aprendido” que con ganar no vale, hay que gobernar y las “tres derechas” mantienen que, si pueden, suman.

Sánchez recordó el caso andaluz, en el que “nadie” dudaba de la victoria de Susana Díaz en las elecciones del 2-D, y ganó, pero no gobernó porque las “dos derechas” pactaron con la “ultraderecha”.

En primer lugar, el secretario general del PSOE agradeció a Díaz “todo el trabajo que está haciendo”. “Me consta que estás recorriéndote todos y cada y uno de los municipios de Andalucía, como te caracteriza, y eso va a ayudar sin duda alguna a que el próximo 26 de mayo el Partido Socialista revalide la mayoría que se vio el pasado el 28 de abril. Gracias por tu trabajo”, le repitió.

No fue el único gesto con la expresidenta de la Junta. A la hora de explicar que potenciará el Sistema Nacional de Dependencia impulsándolo con las comunidades autónomas, Sánchez desveló una conversación con Diáz que supuso “una de las cosas por las cuales aún me ganó más si cabe.” Aunque “había ganado las elecciones” y las “tres derechas le habían quitado el gobierno”, Díaz le dijo: “Mira Pedro, cuando diseñes los Presupuestos Generales; por favor, olvídate quien gobierna en Andalucía y céntrate en quién vive en Andalucía y en el Sistema Nacional de Dependencia”.

Para cerrar su intervención, el líder del PSOE señaló que es “importante” que el gobierno de Andalucía, formado por las “tres derechas que se están entendiendo”, “escuche el mensaje que van a recibir de los municipios de Andalucía, que será ultraclaro a las dos derechas, de que con la ultraderecha ni a la vuelta de la esquina”.

“Si el próximo 26 de mayo, Susana, ganamos también como ganamos el pasado 28 de abril, a mí me da que muy pronto, muy pronto, Andalucía volverá a ser gobernada por el Partido Socialista”, dijo Sánchez para cerrar el acto.

El presidente del Gobierno también hizo alusión a la sesión constitutiva de las Cortes y a la mayoría parlamentaria que se vio en la votación de Meritxell Batet como presidenta del Congreso. Para las medidas necesitan “muchos más” apoyos que los 123 diputados socialistas, pero “esa vocación de diálogo que tenemos nos va a permitir articular mayorías”.

Sánchez reprochó que una de las imágenes “más poderosas que ha pasado desapercibida” por “muchos” medios de comunicación, porque estaban “más pendientes de otra cosa”, es la mayor presencia femenina en las Cortes de cualquier país europeo.

Así, pidió a las mujeres que vuelvan a sacar una “tarjeta roja” como ya hicieron el 28-A a “la involución, a la desigualdad y a la corrupción de la derecha y sus tres siglas”.

Sánchez estuvo arropando a la candidata socialista a la reelección al frente de la Alcaldía de Córdoba, Isabel Ambrosio, quién alertó de que “la amenaza” de la suma de las derechas sigue en la puerta y pueden “tirar a la papelera” todos los avances.

En la misma línea se expresó la vicepresidenta del Gobierno, Carmen Calvo, y animó a votar para frenar la “derecha antigua, elitista y retrógrada”, como también hizo la secretaria general del PSOE en Andalucía, Susana Díaz.

Díaz instó a que “no nos relajemos porque la derecha vuelve”, y animó a “votar sin relajarnos” porque el “trifachito” puede “recortar derechos, manipular, mentir, pero no hacerse con nuestro voto que es nuestra fortaleza”.

(SERVIMEDIA)
22 Mayo 2019
MML/gja/

Últimos tweets

Últimas noticias