Noticias RSC Sociedad

Fundación ONCE se suma al manifiesto SpainNAB por la Economía de Impacto en España

- Su director general, José Luis Martínez Donoso, apeló a la sociedad: “Apoyemos iniciativas accesibles a todos los grupos vulnerables y personas con discapacidad”

Fundación ONCE se suma al manifiesto SpainNAB por la Economía de Impacto en España
MADRID

Fundación ONCE se ha sumado al manifiesto SpainNAB por la Economía de Impacto en España, un documento que recoge la necesidad de un cambio sistémico de las economías en las que se incorpore el impacto en la toma de decisiones económicas y de inversión, en beneficio de las personas y del planeta, con el objetivo de generar valor compartido por y para todos.

Tras la adhesión, en junio de 2019, de España al Global Steering Group for Impact Investment –GSG–, SpainNAB lanza el 'Manifiesto #HaciaUnaEconomíaDeImpacto', al que invitan a sumarse a la sociedad civil, a todas las organizaciones de la comunidad inversora, empresarial, al tercer sector y a la administración pública.

El manifiesto invita a imaginar un mundo en el que se reduzca la desigualdad y en el que los recursos naturales se regeneren y las personas puedan desarrollar todo su potencial y beneficiarse de la prosperidad compartida basada en el crecimiento económico, la igualdad de oportunidades, la libertad de la iniciativa privada y la equidad.

“Un mundo centrado no solo en minimizar el daño, sino en generar un bien que se pueda medir, a través de la utilización eficaz y eficiente de los recursos disponibles. Esto es la Revolución del Impacto. Todos y cada uno de nosotros tenemos un papel que desempeñar en ella. Debemos actuar ya, nunca ha habido una necesidad mayor o un mejor momento”, señala el texto.

Además, pide reflexionar sobre cuál ha de ser el papel de cada uno. “Como consumidores, seamos conscientes de nuestras necesidades reales de consumo, compremos productos y servicios que ayuden a mejorar la calidad de vida de las personas y que favorezcan la inclusión social y la protección de nuestro planeta”.

“Como ahorradores e inversores en fondos de pensiones, titulares de pólizas de seguros y propietarios de carteras de inversión, exijamos a nuestros asesores financieros que recomienden o realicen asignaciones en Inversión Socialmente Responsable, Sostenible y de Impacto”, añade.

También señala que “como empresarios, autónomos y emprendedores, desarrollemos negocios innovadores que generen y midan el impacto positivo, y gestionémoslos de manera coherente con los 10 Principios inspiradores del Pacto Mundial de Naciones Unidas”.

“Como directivos y empleados de empresas", indica, "tanto grandes como pequeñas y medianas, impulsemos el establecimiento de herramientas para la medición y gestión del impacto en nuestras organizaciones”.

“Como ciudadanos, colaboremos con nuestros gobiernos para que promuevan entre inversores y empresas la toma de decisiones basadas en el trinomio riesgo-rentabilidad-impacto”, continúa.

“Como filántropos, fundaciones, organizaciones no gubernamentales", agrega, "fomentemos el uso de nuevos instrumentos financieros, complementarios a otras formas filantropía, que promuevan nuevos esquemas para la provisión y financiación de servicios sociales”.

“Como agencias oficiales de ayuda al desarrollo y gobiernos, impulsemos nuevos programas y políticas públicas que faciliten el crecimiento de la inversión de impacto en sus distintas formas, como puede ser los Contratos de Impacto Social y Contratos de Impacto para el Desarrollo”. “Como sociedad, apoyemos iniciativas accesibles a todos los grupos vulnerables y personas con discapacidad”, apunta.

(SERVIMEDIA)
15 Sep 2020
SBA/gja/

Últimos tweets

Últimas noticias