Noticias Sociedad Salud

Residencias

El Sindicato de Enfermería recibe “cientos de quejas” de enfermeras y fisioterapeutas de residencias de mayores

- Reclama auditorías exhaustivas e independientes en todos los centros sociosanitarios

Madrid
SERVIMEDIA

El Sindicato de Enfermería (Satse) denunció este martes la existencia de deficiencias e irregularidades en residencias de mayores, tras haber recibido “cientos de quejas de enfermeras y fisioterapeutas” que trabajan en dichos centros asistenciales.

Satse criticó que las enfermeras y fisioterapeutas que trabajan en las residencias "siguen sufriendo graves problemas y deficiencias" que, según denunció, "tienen una repercusión directa y muy negativa en un importante porcentaje de los cerca de 400.000 mayores" que ocupan una plaza en España.

El Sindicato de Enfermería ha recibido en los últimos meses “cientos de quejas y reclamaciones de profesionales de Enfermería y Fisioterapia que trabajan en las residencias”. Todas ellas cuentan con un mismo denominador común, "la falta de recursos materiales por no contar con la financiación suficiente y el déficit de plantillas”.

“Esta lamentable realidad provoca que los mayores que residen en estos centros no reciban la atención y cuidados que se merecen, teniendo en cuenta, además, que son un colectivo especialmente vulnerable y frágil, al ser dependientes o personas pluripatológicas y con procesos crónicos de salud en el 80% de los casos”, señalaron desde la organización sindical.

Según Satse, se trata de una situación que es especialmente censurable en el caso de las residencias privadas, que "cobran una media de 2.000 euros al mes por cada residente". El sindicato recordó que "grandes fondos de inversión y de capital riesgo, aseguradoras, constructoras y compañías participadas por grandes fortunas" participan en el capital de las principales empresas del sector.

PLANTILLAS ESCASAS

Sobre la atención y cuidados a los residentes, el principal problema denunciado por los profesionales es la falta de tiempo y recursos para realizar su labor, ya que "existe un gran déficit de plantillas y sus condiciones laborales son muy precarias".

"Se dan numerosas situaciones en las que tienen que atender hasta 200 mayores residentes con los consiguientes riesgos para la salud de los mayores y también, a medio y largo plazo, la de los propios profesionales", según puso de manifiesto la organización sindical.

Por ello, el sindicato reclama desde antes de la pandemia de la covid-19, que se cambie el actual modelo existente y se implementen medidas y actuaciones que garanticen una asistencia y cuidados seguros y de calidad a los mayores.

Según Satse, "las enfermeras, por su formación, cualificación y competencias, pueden hacer frente a todas las necesidades de gestión, dirección y coordinación que se requieran para responder de forma integral, coordinada y eficiente a las necesidades de atención y cuidados".

Por último, el sindicato reclamó la realización de "auditorías exhaustivas e independientes en todos los centros sociosanitarios, ya sean públicos, privados o concertados", cuyas conclusiones se hagan públicas, y que se establezcan protocolos y normas básicas de obligado cumplimiento.

(SERVIMEDIA)
31 Ene 2023
CAG/mjg