Noticias Sociedad

Cumbre del Clima

La última regla del Acuerdo de París corre el riesgo de no cerrarse en Madrid

Teresa Ribera atiende a los periodistas en la Cumbre del Clima de Madrid | Foto: Miteco
MADRID

Uno de los objetivos principales de la Cumbre del Clima de Madrid, que afronta su recta final, es cerrar el libro de reglas del Acuerdo de París para que países y empresas puedan intercambiar créditos de emisiones de carbono y podría quedarse en el tintero por la falta de consenso entre los delegados de casi 200 países.

El Acuerdo de París entrará en vigor el próximo año y sustituirá al Protocolo de Kioto. Su reglamento quedó completado en la Cumbre del Clima celebrada el año pasado en Katowice (Polonia) a falta del artículo 6, relativo a los mercados de carbono.

Conviene resaltar que el Acuerdo de París se implementará en 2020 aunque no haya acuerdo en el ya famoso artículo 6, pero la Presidencia chilena de la Cumbre del Clima de Madrid (conocida como COP25) tiene entre sus misiones terminar el reglamento de ese tratado internacional.

Sin embargo, las negociaciones en la COP25 apenas han avanzado tras más de 10 días en Madrid. Uno de los principales escollos es preservar la integridad ambiental, expresión que en la jerga climática quiere decir que conviene evitar la doble contabilidad de países se computen dos veces la venta de emisiones.

La ministra española para la Transición Ecológica en funciones, Teresa Ribera, que fue designada facilitadora de las negociaciones en la COP25, reconoció este viernes que la Cumbre del Clima no terminará sus trabajos hasta la noche de este viernes “en el mejor de los casos”, algo habitual en estos encuentros, debido en parte a la falta de consenso en cómo deben funcionar los mercados de carbono.

“Es quizá uno de los puntos más controvertidos”, destacó, al tiempo que deseó, como defiende la UE, que no haya un doble conteo de toneladas de CO2 que se venden en los mercados internacionales.

Además, países como Brasil y Australia pretenden arrastrar los créditos acumulados desde Kioto, y la UE opta por hacer tabla rasa a partir de París. Incluir salvaguardas ambientales y sociales para que comunidades locales como las indígenas no se vean afectados por proyectos que les desalojen de sus tierras tampoco suscita unanimidad entre los diplomáticos, según fuentes consultadas por Servimedia.

¿AMBICIÓN?

Por otro lado, el objetivo de la Presidencia de la COP25 de llamar a una mayor ambición climática de los países para que el próximo año presenten revisiones al alza de sus planes en esta materia podría quedar descafeinado.

El último borrador de la decisión final de la COP25, dado a conocer esta mañana, destaca “la urgencia de una mayor ambición a fin de garantizar el mayor esfuerzo posible de mitigación y adaptación” de los países en la lucha contra el cambio climático.

Sin embargo, algunas fuentes indicaron que no hay ninguna referencia expresa a los compromisos climáticos de los países, toda vez que algunos han manifestado en Madrid que podrían retrasarlos incluso hasta 2023 atendiendo a la “letra pequeña” del Acuerdo de París.

Ribera apostó por tener una “visión de conjunto” y que los países interesados “actualicen sus contribuciones incrementando el nivel de ambición” porque lo que hay ahora sobre la mesa es “insuficiente” para cumplir el objetivo de París de limitar el calentamiento global a entre 1,5 y 2ºC respecto a la era preindustrial.

El borrador de la decisión de la COP25 reconoce que las movilizaciones juveniles llaman a “una acción climática global urgente y ambiciosa”, reafirma el “multilateralismo” como terreno de juego en el que debe abordarse el cambio climático y admite que combatirlo será más efectivo si se basa “en la mejor ciencia disponible”. No obstante, los países observan “con preocupación el estado del sistema climático mundial”.

En todo caso, las negociaciones se encuentran en un momento de “normalidad”, según Ribera, puesto que suele ser habitual que las cumbres climáticas se atasquen en sus horas finales.

Los ministros facilitadores, como Ribera, han concluido su trabajo, los países tienen a su disposición todos los textos disponibles y menos encorchados para que esta tarde se convoque un plenario que podría cerrar la Cumbre del Clima de Madrid o prolongarla algún día más.

(SERVIMEDIA)
13 Dic 2019
MGR/GIC/pai/

Últimos tweets

Últimas noticias